Contemplamos a Jesús con los Ojos del Corazón de José
La Anunciación a José

El Ángel
en sueños te habló.
Como siempre
vos escuchaste José.

La Virgen concebirá...
vos serás padre del Niño,
y el Niño es Dios.
Noche llena de luz.


LA VISITACIÓN DE JOSÉ

La despediste,
con pena y dulzura.
Allí va tu prometida,
la Mujer, tu alegría.

La extrañaste como nunca,
¿Con quién compartir el Misterio?
¿Con quién celebrar la Vida...
al Mesías que venía?


JOSÉ Y EL MISTERIO DE BELÉN

Nacía el Niño,
el mismo Dios.
Tus ojos son asombro...
serena admiración.


Has trabajado duro,
todo está cumplido.
Es hora de seguir.
Todo es esperanza, Vida.


LA PRESENTACIÓN DEL NIÑO EN EL TEMPLO Y JOSÉ

Presentan al Niño,
es todo de Dios.
Cumplís con tu rol:
Padre El te nombró.


Sacerdocio, ofrenda:
he aquí la Vida.
Escuchan las profecías,
las guardan... meditan.


JESÚS HALLADO EN EL TEMPLO Y JOSÉ

Lo encontraron.
Sos su padre,
guardás silencio:
es demasiado el misterio.

Vuelven con los suyos
al pueblo que los ampara,
a la vida cotidiana.

Y todo lo guardan adentro.

Amén